Ir al contenido principal

"Diez años de vida o infierno"


(Este es un capítulo de la novela que escribo "Oliver prefiere morir")

Un jueves por la tarde Oliver camina por la calle Negrín de Sabana Grande hacia el centro comercial El Recreo -quiere averiguar el precio de un reloj despertador- y cuando pasa frente al McDonald´s se consigue a Eduardo, un viejo amigo al que tiene bastante tiempo sin ver, que hace una pequeña cola para comprar una barquilla.

-¡Hola Eduardo, tanto tiempo sin verte!. Te hacía fuera del país.

-¡Hola Oliver, gusto en verte!. Mira, no me he ido, sé que me lo dices jodiendo, pero de verdad que lo estoy pensando.

-Brother compra esa barquilla y entramos al McCafé y nos sentamos para hablar un rato, yo me tomo un café.

-¡Si va!.... Señorita me da por favor una barquilla con mantecado- pide Eduardo.

-¡Coño casi mil bolívares está costando una barquillita en McDonald´s!, y eso que son los helados más baratos -comenta Oliver.-¿Y qué te habías hecho, dejaste de ejercer también? porque en los tribunales era donde nos veíamos y de eso hace bastante.


-Ejerzo poco, tú sabes que eso se ha hecho infame, pura matraca y cero justicia.

-Bueno yo abandoné esos predios judiciales hace tiempo por la misma razón. ¿Y qué, sigues viviendo en Sebucán, cerca de los locos?

-Los locos era en la avenida principal, yo nunca viví cerca de allí. Además a los locos los sacaron, supongo que por la presión de los vecinos. El último loco famoso que estuvo por allá fue el psiquiatra Edmundo Chirinos. Eso lo tumbaron y están construyendo unos apartamentos de lujo.

-Recuerdo que tú vivías cerca de la casa de Luis Herrera, que hiciste aquella fiesta tan buena en los jardines del edificio. Cuando murió el presidente Herrera me recordé de cuando estuvimos parados frente a “La Herrereña” esperando que nos buscaras.

-Oliver esa zona ha desmejorado mucho, los bachaqueros en la principal de Santa Eduvigis duermen en los alrededores del supermercado Excélsior Gama y Farmatodo. Nos han enchiquerado las calles, se cagan y mean en las puertas de los edificios. Eso es un infierno. Además cerca de la entrada del Parque del Este,  colocaron ahora todas las paradas de autobuses de Guarenas y Guatire. Eso es dantesco en las tardes. Parece una película de zombis. ¡Pura gente fea esa vaina!, peleando por montarse en los autobuses.

-Bueno pero tu estas lejos de ahí.

-Si Oliver, pero camino mucho por esa zona porque uso constantemente el Metro y voy al parque a jugar tenis. Pero esas opciones se me están haciendo de alto riesgo por la cantidad de choros que ahora se mueven por esa zona; motorizados malandros por todos lados. Me han echado unos sustos, que ni te cuento. Ves como ando vestido, jean y franela, así voy para todos lados ahora, es la única forma de que no se fijen en ti.

-Pana aquí en Sabana Grande ha pasado más o menos lo mismo, pero no por los bachaqueros, sino por los malvivientes que metió Chávez y Maduro en estos edificios de “Misión Vivienda” que construyeron por todos lados en esta zona. Y ese peo es de por vida, porque el bachaqueo por lo menos algún día se acabará.

-Mira Oliver, por eso es que te digo que estoy pensando seriamente en irme del país. Esta vaina yo creo que no tiene vuelta atrás. Este país se jodió. Aquí lo que se instaló fue una mafia de cubanos y militares corruptos, muy bien asesorados por el régimen cubano que tiene más de cincuenta años aplastando a ese pueblo y siguen fuertes mandando; terminaron convenciendo a esos güevones cubanos de que el comunismo les conviene.

-Pero Eduardo, aquí va haber elecciones dentro de tres años y ganará la oposición fácilmente, porque cada día hay menos chavistas. No ves que lo que trajeron fue pobreza, hambre y delincuencia a este país.

-¡Tres años más soportando esta pesadilla, que bolas Oliver! Tú dirás que soy pesimista, pero sigo pensando que aun ganando la oposición las elecciones presidenciales, dudo que estos delincuentes entreguen el poder. No ves como han pateado ese proceso revocatorio como les ha dado la gana, porque dominan a su antojo todas las instituciones, ese TSJ, la Fiscalía y el CNE son ellos mismos,  y son unos descarados que no tienen vergüenza en alzar la voz para decir que no se irán, que tienen a los mandos militares de su lado. Todo indica que han ideologizado a muchísimos militares.-


-Bueno pero una victoria de la oposición no podrán evitarla y reconocerla. La presión internacional los obligará.

-Oliver, esas ratas lo que cuidan son sus privilegios. Ellos saben que al dejar el poder lo que les vendría es cárcel y persecución. De eso no los salvaría nadie, por eso es que no van a dejar el poder porque los amenace la OEA o cualquier paja de esas internacionales. Además, en el supuesto de que entreguen el poder, esos coños de madre tienen mucha gente con armas, dinero y control de zonas de delincuentes, que le van a hacer la vida imposible a cualquier gobierno de oposición que se instale en Miraflores. Esa gente va a seguir teniendo fuerza en la Asamblea y en los cerros y se dedicarán a sabotear las propuestas de la oposición para que fracase.

-No y es que además el gobierno de oposición que llegue va a estar de comeflor apegado a la Constitución y los chavistas se van aprovechar de esa estupidez.

-Por eso, yo pienso que solo una dictadura de derecha, así sea por seis meses, es la que puede medio corregir esta anarquía y ordenar este zafarrancho de país.

-¡Coño no, dictadura zape!

-!Pero güevón, de derecha!. No esta sinvergüensura de izquierda que lo que ha servido es para la corrupción y la mierda esa de unión cívico-militar que les impuso Chávez. Además, hay que acabar con la política en los cuarteles que instauró el bicho ese. Tú crees que este desorden de país se va arreglar en democracia. Que si “derechos humanos”, “debido proceso” y mariqueras de esas. A estos ladrones chavistas hay que escoñetarlos y como hizo Pinochet, borrarlos. Además, la economía de este país se corrige es con medidas que propiciarían mas tensiones y manifestaciones. Tenemos el barrio más grande del mundo, Petare, y Caracas es una de las ciudades más peligrosas y violentas del mundo. Tú crees que esa vaina se corrige con democracia. ¡No me jodas!

-Me temo que es una situación bien jodida, sobre todo que este país dentro de cinco años tendrá mucho más ladrones y asesinos producto de tanta pobreza y hambre, y además la población de esos cerros no deja de multiplicarse.

-Claro, si esas mujeres de los cerros, no tienen con qué comer, pero como les gusta salir preñadas. Lo que paren son potenciales delincuentes. Te puedes imaginar cómo se va a poner esta vaina donde ya no se puede caminar sin que te atraquen. Carros solo van a tener los ricos, porque estos comunistas acabaron con la clase media. Por eso Oliver, yo supongo que me deben quedar -si Dios quiere y no me matan antes unos atracadores- unos diez años de vida y no pienso vivirlos en medio de este infierno; en esta dinámica horrenda del bachaqueo y el malandreo. Además, qué oportunidades va a ver para un viejo en este país donde ni los jóvenes ven posibilidades, salvo que te quieras meter a bachaquero.

-Coño Eduardo, lo que tú dices es muy razonable, pero para irse hay que tener dos cosas: Alma de emigrante y un pequeño capital en dólares, dos cosas que yo no tengo

-Mire compadre, lo que no se puede tener es alma de güevón, Si tienes la posibilidad de irte, hazlo. ¡Yo me largo de esta vaina!

Oliver se quedó pensativo -mirando hacia el techo- tratando de buscar una razón consistente para refutarle a Eduardo.






Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Quién ha sido el mejor presidente de Venezuela?

Esa es una pregunta que por escurridiza parece tabú. Generalmente evitamos responderla porque la subjetividad a muchas personas les impide ser justos en sus juicios o la desinformación en otros desvirtúa una respuesta sensata, pero se me ocurrió plantearla en un café entre varios amigos después de una caminata en el Parque del Este. En ella estaban presentes un viejo político ya retirado de las filas de Acción Democrática,  un militante de Primero Justicia, un simpatizante de Voluntad Popular, un pana ex chavista y este servidor. Les comenté la posibilidad de hacer una crónica sobre ese tema y aceptaron, siempre que mantuviera sus nombres en reserva. Por ello, les relato la conversación sin identificar quien de los presentes emite cada parecer sobre los aspectos que allí se abordaron:
Este es un diagnostico perceptivo, donde se prescinde de estadísticas, resultados macro económicos o cualquier indicador financiero o social,  pues aun cuando todos somos profesionales en distintas materi…

Guarenas - Guatire, crónica de una muerte lenta

“Candelita que se prende candelita que se apaga” Hugo Chávez en una de sus tantas fanfarronerías mediáticas

Oliver amaneció agotado mentalmente porque no pudo dormir.  Pasó la noche pensando una salida a la situación de su ahijada Lourdes y su marido Johnson que viven en Guatire y trabajan en Caracas, como  muchas parejas de  jóvenes venezolanos profesionales que desde hace varios años tuvieron como única opción para formar un hogar, adquirir con esfuerzo y financiamiento un habitáculo en las edificaciones que  han levantado en las últimas décadas las empresas constructoras  en esos espacios concebidos para ciudades dormitorios por su lejanía de los puestos de trabajo.
La leyenda de los pueblos la hace su épica y las glorias de sus pobladores que sufrieron calamidades naturales o sociales y  lograron sobreponerse gracias a su coraje y resistencia. La población de Guarenas es recordada por haber sido el primer foco de protesta pública que dio lugar al estallido social conocido como “E…

El Liceo “Caracas”.

Quién no tuvo una secundaria feliz. Siempre recordamos con nostalgia los momentos memorables que vivimos en esa fase de la adolescencia. Sobre todo aquellos episodios que dejaron huella en nosotros, que los hicieron inolvidables. Esta etapa de nuestras vidas tiene particular relevancia porque es en esa edad cuando sueñas por primera vez una vida mejor, ingresar a la universidad y alcanzar un título académico, desempeñar una carrera profesional (en esos tiempos una carrera profesional era el camino mas honroso para crecer socialmente). En esa edad regularmente se tenía la primera noviecita (hoy día ya se tiene la primera mujer).
En el Liceo “Caracas” del Paraíso, estudiaron en su pasado glorioso grandes líderes demócratas del país como Rómulo Betancourt, Jóvito Villalba, Raul Leoni y otros de la “generación del 28”. Y en nuestro tiempo continuaba siendo un verdadero centro de enseñanzas. Recuerdo que era un liceo que reunía a jóvenes de la clase media y pobre de la ciudad, pero los pobre…