Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2017

Cuando verdugo pide clemencia

Oliver parece complacido con las vueltas que da la vida. El conocido banquero que hace más de 15 años lo sacrificó como asesor jurídico del conocido banco regional para incorporar un mafioso en la junta directiva, ha sucumbido a las amenazas mediáticas de Oliver, que materializaría en caso de que no le devolvieran su inversión en dólares retenida  en la filial off shore de la institución financiera propiedad de ese acaudalado banquero. Oliver no ha olvidado el trance del 2004, que detuvo su ascendente carrera profesional en la banca venezolana.
Con cierto gozo nos cuenta que el tipo se preocupó tanto al ver la posibilidad de que Oliver se cobrara con creces la infamia del pasado, que le pidió su colaboración y ayuda para que le atienda judicial y mediáticamente la situación general que confronta con todos los inversionistas que como Oliver  se sienten afectados por la falta de pago oportuno de sus certificados de depósitos en la filial caribeña.
Qué les parece -nos dice- que este verdu…

Este venezolano ha estado en tu casa

Tanto en los hogares de la más rancia oligarquía como en las humildes viviendas de los barrios, solo un venezolano (creo que un record Guinness no patentado) alguna vez ha entrado en forma de canto para dejar escuchar la nota inicial original o más popular “!Ay qué noche tan preciosa!” del Cumpleaños Feliz de algún miembro de la familia.   Desde el viejo disco de acetato o vinilo cuando saltó a la fama con ese 45 R.P.M., pasando por el diskette,  las cintas y otras modalidades de reproducción musical hasta el actual CD, en los cumpleaños alguien de la casa o invitado lo tiene grabado en su pendrive o en el  celular para animar el momento cumbre del festejo.
Hoy quiero, en honor a ese gran venezolano que una tarde de diciembre  le canto el cumpleaños 87 a mi madre en la Casa Hogar donde este carismático artista convive con otros abuelitos los últimos años de su vida, publicar la semblanza que le escribiera mi hija Ivanna, siendo estudiante del sexto semestre de Comunicación Social en la…

Venezuela en borrador

Oliver amanece desconcertado e irresoluto  porque ha pasado la noche reflexionando sobre la Venezuela que va quedando. Me parece un obra de teatro del absurdo en la que no logran encontrar el argumento o pasaje capaz de seducir por si mismo algún transeúnte sensato –nos dice-. Venezuela parece la obra escrita por algún desquiciado que ha partido de relatos inverosímiles pretendiendo que ese concierto de ficciones sirvan de trama para alcanzar el final feliz de una película basada en hechos de la vida real. Sus interlocutores o mentores pretenden que sea tomada como una magna obra de la literatura o un drama postulado a la historia universal. El ridículo y el cinismo parecen no encontrar en sus libretistas o guionistas razón para admitir como cierta la burla al público. Pareciera que todo lo absurdo es totalmente razonable en la esquizofrenia colectiva en que mantienen al país.
Esto parece un borrador en el que sus directores cambian día a día la trama del capítulo siguiente o el desenl…