Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril, 2017

Juan Pablo Pernalete, un mártir de la dictadura roja

Oliver está consternado con la noticia de la muerte del sobrino de Antonio, su pana del alma. El  joven deportista Juan Pablo Pernalete, estudiante de contaduría de la Universidad Metropolitana asesinado en las adyacencias de la Plaza Altamira el día 26 de abril de la forma más cobarde, un disparo de una bomba lacrimógena efectuado a pocos metros y accionada directamente con la clara intención de ejecutarlo -pues no cabe otra conclusión- dio en su pecho. El asesino, uno de los esbirros del régimen chavista entrenados como perros de presa para aniquilar con ventaja, premeditación y toda la alevosía inimaginable a quienes pacíficamente e inermes manifiestan su descontento con el holocausto que desde Miraflores dirigen con toda la saña macabra seres desquiciados, adoctrinados por el odio y la perversidad para mantenerse usufructuando ilícitamente el tesoro público hasta que la macolla no dé para mas lujos y derroches al socialismo del siglo XXI.
El asesino por naturaleza que le disparó se…

Las pasiones de Oliver

Las pasiones de Oliver
Oliver está impactado por el comportamiento de sus lectores. Nos confiesa que ha deducido que les atrae el morbo que contiene todo desenlace, final, premonición o visión de los acontecimientos. Les seduce la información confidencial de los personajes más que la histórica, la política más que la económica. Definitivamente los atrapa un título sea de ficción o de crónica si supone alguna curiosidad sociológica. . Nos dice que el post que más ha vendido es “Quién ha sido el mejor presidente”. Ese título curiosamente se disparó en los últimos meses, siendo que lo escribió hace tres años. Pareciera que los venezolanos y extranjeros que leen su blog (mayoritariamente jóvenes de Venezuela, Estados Unidos y Europa) no tuvieran muy clara la historia política contemporánea del país y tienen la curiosidad de conocer una opinión al respecto, o los hechos políticos y sociales que han ocurrido en los últimos días en Venezuela les han inducido  a informarse sobre el tema. Otro …

El visitante

El visitante

(Esta ficción es una adaptación de este autor a la aclamada crónica: “El Intermediario” del escritor argentino Hernán Casciari )
Hay dos personas que suelen tocarte el timbre a la hora de la cena, el conserje del edificio o el vigilante, ambos para darte alguna mala noticia. El conserje para decirte que van a quitar el agua, que te apures a bañarte o el vigilante para avisarte que te rayaron el carro. Ambos con cara de mensos y una sonrisa amable que provoca cerrarles la puerta en la nariz. Pero no se trataba de ninguno de estos pájaros de mal agüero. Era un sujeto con una carpeta en mano. Me imaginé que era un vecino miembro de la Junta de Condominio que supuse buscaba firmas para joder a alguien que estaba jodiendo a la comunidad. Entonces él inesperado vecino, que no era tal, sacó una planilla, me miró, y dijo algo que no estaba en mis planes. —Disculpe que lo moleste, señor Oliver, pero nos consta que usted cae fácilmente en la tentación de las mujeres. Eso fue lo que dij…

Pa´ Cúcuta, los desplazados.

Viajar por tierra desde Caracas a San Cristóbal fue un itinerario recurrente en mi época de mozo, pues mi primera esposa es oriunda de gochilandia. Ese trayecto lo consideraba suficientemente transitado y desde que  viajar por avión se me hizo un gasto  menor cuando crecí profesionalmente y mejoraron mis ingresos, no había pensado en recorrerlo nuevamente. La “revolución” se encargo de empobrecer a la clase media y profesional al punto que viajar ahora por  Maiquetía a cualquier destino  nacional resulta muy costoso; un lujo que puedes darte solo muy  esporádicamente.
En busca de “Quetiapina”  tomé el bus en una de las líneas privadas que operan en el este de la cuidad de Caracas. El primer impacto de la terminal me lo produce la cantidad de pasajeros atiborrados de maletas. Pregunto a algunos sobre la razón y entonces entiendo las lagrimas que brotan de quienes  van a despedirlos.    "Son muchos los que abordan  las unidades para no volver"  comenta alguien. Simplemente huye…

Abismo rojo

Oliver ha decidido viajar a Cúcuta, Colombia, para adquirir los medicamentos que requiere la salud mental de sus ancianas madre y suegra ante la imposibilidad de hallarlos en territorio venezolano, dada la critica escasez de medicamentos, entre otros rubros, que vive el país gracias a las nefastas políticas comunistas implementadas por la revolución chavista. Debe tomar un bus y soportar las incomodidades de un largo viaje por tierra expuesto a los riesgos y sinsabores propios del turismo por  las penosas y peligrosas carreteras venezolanas. Le inquirimos sobre su actividad y nos dice: 
A veces me provoca descansar de la escritura un tiempo, pero veo que es imposible. Cuando paso tres días sin pergeñar un párrafo me siento tan inútil como cuando paso una semana sin ejercitarme en las canchas de tenis. Definitivamente son las pasiones que oxigenan mi vida. De regreso de Colombia probablemente les haré la crónica de ese episodio.  Por lo pronto les copio la semblanza que acabo de escrib…